16/6/20

5 Sangres - Por Carlos Correa

Disponible en Netflix.

Cuatro ex veteranos de guerra regresan a Vietnam. El presente es muy diferente a lo que dejaron atrás a principios de los años setenta. Ho Chi Minh City -Saigon- una ciudad moderna, luminosa y con gran presencia de la cultura occidental es el contrapunto de la selva donde pelearon la más cruda de sus batallas. Ellos eran cinco y se llamaban “5 sangres”. Pedieron a su referente, al jefe del escuadrón, al mejor soldado. Paul -Delroy Lindo-, Otis -Clarke Peters-, Eddie -Norm Lewis- y Melvin -Isiah Whitlock, Jr.-, vuelven entonces con dos objetivos claros: encontrar los restos de Norman -Chadwick Boseman-, para llevarlo de regreso a casa, y desenterrar un millonario tesoro destinado al pago del ejército vietnamita que dejaron oculto en el lugar.

Spike Lee y Kevin Willmott firman un guion construido sobre una historia escrita por Danny Bilson, Paul De Meo y Matthew Billingsly. Los guiños son permanentes y el tono de comedia negra y sátira no abandona el metraje. Lee se sumerge en los traumas de la guerra, en la injusticia y principalmente en el racismo. Muchas imágenes de esos años entremezcladas con las del presente evocan el envío de afroamericanos a Vietnam destinados al sacrificio de la primera línea; en secuencias crudas lo revivimos y observamos las cuestionadas decisiones de la época. Todo es veloz. Parodia, lírica y otros géneros se cruzan en pantalla y por momentos nos desorientan, sin embargo la batuta del cineasta, con convicción, no pierde nunca de vista el objetivo final. La cinta es un homenaje a los abatidos en la guerra que pasa por un explícito recuerdo de “Apocalypse Now” de Francis Ford Coppola, un referente indispensable para Lee sobre Vietnam. Pero no solo recuerda a los soldados muertos. Cuando descubrimos uno a uno a los protagonistas vemos las profundas secuelas que sufren, aquello que les atormenta, sus conflictos internos y el pulso vital que aun les mantiene con vida. Es fuerte pues no solo vemos, sino que además lo llegamos a sentir gracias a planos cercanos, llenos de detalles y de emociones.

Concebida “a gran escala”, como el mismo director señala, esta búsqueda del hermano caído y de honrar su memoria se dificulta por la codicia que despierta en cada uno de ellos el tesoro redescubierto. Esta dualidad es peligrosa, atenta contra sus principios esenciales y hace que los ex combatientes pierdan fácilmente el horizonte de realidad y también la razón. Los mismos actores se representan de jóvenes, no hay trucos ni maquillajes, algo que llama la atención y produce confusión temporal aunque la pantalla se recoja en esos momentos. Solo cobra sentido posteriormente al conocer la visión del director quien lo explica por carencia de presupuesto y las condiciones del lugar. Lee agrega que le pareció interesante “transportar el físico de los viejos a sus yo juveniles, así el espectador observa a personajes que se contemplan a sí mismos”.

La banda sonora proporcionada por Terence Blanchard es muy interesante. Colaborador de años con el cineasta, el compositor combina canciones, trozos musicales y una partitura escrita especialmente para la película. Destacan los temas de Marvin Gaye y por supuesto la famosa “Cabalgata de las valquirias”, en otro enlace con “Apocalypse…”. El oficio de Blanchard se explaya en variadas secuencias que por momentos parecieran no congeniar con la escena y que sin embargo cobran luego un valor particular.

Las referencias políticas son marcadas especialmente cuando aparecen en pantalla los ex-presidentes Lyndon B. Johnson y Nixon. En contraposición observamos la enorme figura de Martin Luther King junto a intervenciones de Muhammad Ali y muchos otros. Nada es ajeno para el cineasta quien también endurece el tono contra Donal Trump -el detalle de la gorra de campaña que usa Paul es notable- sin esquivar ningún tema. “Da 5 Bloods” es controvertida y tal vez por ello se siente tan actual. Spike Lee, fiel a su lenguaje audaz, nos provoca, nos hace sentir, nos desafía y nos lleva a reflexionar. El cine es mayormente emoción y el director nos lo recuerda secuencia tras secuencia. La fotografía nos maravilla, la música nos sumerge y el relato, que se toma bastante tiempo para un pausado desarrollo narrativo, nos llega a fascinar al recorrerlo junto a los protagonistas. Es difícil ser solo espectadores de una cinta de esta naturaleza pues indudablemente logra que nos involucremos. Lee, con talento y maestría, sabe ubicar cada elemento para lograrlo y en “5 Sangres”, una vez más, lo consigue con creces.

Ficha técnica

Título original: Da 5 Bloods
Año: 2020
Duración: 154 minutos
País: Estados Unidos
Productora: 40 Acres & A Mule Filmworks. Distribuida por Netflix
Género: Bélico. Drama | Guerra de Vietnam
Guion: Spike Lee, Kevin Willmott (Historia: Danny Bilson, Paul De Meo, Matthew Billingsly)
Música: Terence Blanchard
Fotografía: Newton Thomas Sigel
Reparto: Delroy Lindo, Clarke Peters, Norm Lewis, Isiah Whitlock Jr., Chadwick Boseman, Jonathan Majors, Jean Reno, Paul Walter Hauser, Veronica Ngo, Mélanie Thierry, Jasper Pääkkönen, Rick Shuster, Mav Kang, Alexander Winters, Devin Rumer, Casey Clark, Andrey Kasushkin
Dirección: Spike Lee

No hay comentarios.:

Publicar un comentario