6/8/18

El Cuento de la Princesa Kaguya - Por Juan Pablo Donoso

Bellísima versión del cuento folclórico japonés LA HISTORIA DEL CORTADOR DE BAMBÚ.

A diferencia de otras animaciones, esta recurre a los antiguos dibujos clásicos japoneses, con la técnica de acuarela y tinta china. Fantasía visual realizada por 214 animadores. Con trazos esenciales cuidan cada mínimo detalle. Simbiosis musical entre oriente y occidente.

Es la obra final del célebre animador japonés Isao Takahata fallecido este 2018 a los 82 años. Fue uno de los fundadores del Ghibli (スタジオジブリ, empresa de animación considerada por la crítica como uno de los mejores estudios de animación del mundo: El Viaje de Shihiro (2001), La Tumba de las Luciérnagas (1988) entre decenas de otras.

El nombre Ghibli fue elegido por Hayao Miyazaki y deriva de la palabra italiana que denomina al viento cálido del desierto que sopla en Libia.

¿Quién es Kaguya? ¿De dónde viene? ¿Y qué quiere? Son las preguntas que Isao Takahata busca responder en esta fábula nipona.

Alude a la visión personal sobre la muerte de su creador. Sus percepciones de los ciclos de la vida, la felicidad, los desencantos y el Más Allá. De los valores familiares y las brechas del tiempo y la edad. Todo se desliza con fluidez. Funde la esperanza con lo trágico. Nos aleja de lo superfluo y de lo políticamente correcto de nuestro mundo actual.

Con un relato aparentemente sencillo narra una leyenda alegórica. Inspirada en una profunda concepción poético/budista. Logra una experiencia asombrosa.

Desde el interior de un brote de bambú resplandeciente, florece una miniatura humana vestida de kimono. El campesino y su mujer que la descubren toman el hecho como una bendición celestial. La criatura abre los ojos, sonríe y bosteza. Para ellos es una princesa que trae una dote millonaria. Crecerá rápidamente, amará y será candidata a esposa de poderosos señores.

Pero Kaguya es una Princesa selenita que prefiere vivir las alegrías, tristezas y amor terrenales más que habitar el Nirvana. Y luego de muchas experiencias deberá regresar, fatalmente, a la Luna.

La zona intermedia es larga. Lo más emotivo son las primeras y últimas secuencias. En especial cuando se reencuentra con el joven amor de su niñez.

Tal vez un poco extensa para niños muy pequeños, pero fascinante para otros más grandes y también para adultos.

UNA SIMBÓLICA FÁBULA DE AMOR, FAMILIA Y TRASCENDENCIA ESPIRITUAL ILUSTRADA CON MILENARIA TÉCNICA DE PINTURAS JAPONESAS.

Ficha técnica

Título Original: Kaguyahime no monogatari 
Animación, aventuras, romance Cinemark Chile Japón – 2,17 hrs. 
Fotografía: Keisuke Nakamura 
Edición: Toshihiko Kojima 
Música: Joe Hisaishi 
Diseño Prod.: Kazuo Oga 
Guionistas: Isao Takahata, Riko Sakaguchi 
Director: Isao Takahata

No hay comentarios.:

Publicar un comentario