1/10/20

No estamos solos - Por Jackie O.

“Permaneced sobrios y vigilantes porque vuestro enemigo el demonio, como león rugiente, anda alrededor de nosotros, buscando a quien devorar”. I Pedro 5:8. 


Sinopsis: Una presencia oscura aterroriza a una familia en su nuevo hogar a las afueras de Lima, por lo que buscan la ayuda de un exorcista.

Películas de casas embrujadas, objetos que se mueven, espíritus malignos, etc. vemos siempre en las películas cuando quieren asustarnos, y no es malo, porque esos son por lo general los elementos comunes para estas películas. Pero también se ha demostrado, que con otros elementos o estos mismos pero bien empleados se realiza un buen trabajo.

Qué tenemos acá, Mateo es un viudo que vive con su hija de 8 años Sofía y la novia de éste, Mónica, y los 3 se van juntos a una nueva casa. La niña no quiere a esta agradable mujer y le demuestra su antipatía cada vez que puede.

La casa no tiene aspecto de ser de esas antiguas casonas embrujadas que tienen el aviso de que “algo malo te sucederá”, y eso me pareció bien.

El padre sale a trabajar así que la pequeña Sofía y Mónica se quedan en casa. Mónica es fotógrafa y realiza diversas fotografías del lugar y a su novio, además de tratar de congeniar con la menor pero es infructuoso, así que no insiste mucho en ello.

Hasta que Sofía manifiesta que escucha ruidos y siente que hay alguien en casa, pero su padre no le cree, es un hombre muy escéptico. Pero Mónica comienza a descubrir cosas, dentro de las cuales hay algo raro en el papel tapiz y le dice a Mateo, donde ambos encuentran una puerta secreta que da a un sótano lleno de antigüedades.

Ruidos, objetos que se mueven, apariciones… Todo lo necesario y ya visto en muchas películas, pero acá están bien implementados a pesar de que se nota una manufactura simple.

Ah! Y que no se nos olvide al cura con pasado misterioso que está ligado de alguna forma a esa casa. Porque exorcismo va a haber.

Esta película es totalmente predecible. Toma elementos de diferentes películas vistas, por lo que novedosa no es. Y aunque el director no quiso arriesgarse a algo diferente sino que fue por lo básico, está bien hecha al saber ocupar bien los elementos.

Tiene una buena confección, se preocuparon en el diseño de arte dándole una atmosfera inquietante, el tono azulado que dan en algunas ocasiones ayuda al momento que vemos. Pero sentía que la música a veces estaba fuera de foco. Ruidos que se contraponían a la imagen, donde mejor habría sido un silencio.

Los efectos son muy simples, pero se ven limpios. El maquillaje también es simple y se agradece, pues no es burdo.

Las actuaciones son bastante creíbles, nada forzadas.

En que falla, en su abrupto final, no se profundiza mucho la historia del cura ni de la casa. Ahí debieron haber creado una espeluznante y atractivo relato, y el exorcismo propiamente tal, muy simple. Todo fue muy rápido.

El director debió haberse arriesgado más, se fue por lo fácil nada original donde no terminó de “cuajar” bien la historia.

La película trata de creencias religiosas, familia, unidad, entre otros. Creer o no creer en dios, el infierno, el diablo o el paraíso. Es la dualidad de la vida.

Una película simple, con copia de todo lo visto, predecible, pero igual es aceptable para ver. No perderás tu tiempo, y si te encuentras solo en la noche puede que des tu saltito.

Disponible en YouTube.

Ficha técnica

Género: Terror. Intriga. Sobrenatural. Posesiones/Exorcismos.
Duración: 76 minutos
País: Perú. Año: 2016
Dirección: Daniel Rodríguez Risco
Guion: Gonzalo Rodríguez Risco
Fotografía: Julián Estrada
Reparto:
Marco Zunino, Fiorella Díaz, Zoe Arévalo, Lucho Cáceres, otros.
Productora: Miedo Entertainment, CINECorp.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario