25/2/16

Dioses de Egipto - Por Carlos Correa

Presentada como una moderna fábula de acción, “Dioses de Egipto” se inspira en la mitología egipcia para crear una historia sencilla, de consumo masivo, donde los verdaderos protagonistas son los valores que el mensaje logra entregar, pues tras todos los grandes efectos especiales, luchas despiadadas, persecuciones, muertes e injustas opresiones, emerge el amor y la justicia como eje central de un relato entretenido, vertiginoso y electrizante.

Tenemos un impensado héroe mortal llamado Bek -Brenton Thwaites- que es quien cuenta la historia y se juega por entero para rescatar a su amada Zaya -Courtney Eaton-. Egipto es gobernado por los dioses, que son más altos y fuertes que los humanos, corre oro por sus venas y tienen la capacidad de transformarse en diferentes aves, prácticamente invencibles. Horus, dios del aire -Nikolaj Coster-Waldau- es el heredero del trono, sin embargo su tío Set -Gerard Butler- dios de la oscuridad y el desierto irrumpe el día de su coronación, mata a su hermano -padre de Horus- y se proclama Rey de todo Egipto. Con ello llega la esclavitud, la opresión y el caos que transforma al imperio en un conflicto permanente.

La cinta no da tregua, la acción se sucede sin descanso y el relato es ágil y ambicioso. Luego de ver el trailer, que cuenta gran parte de la trama central de la película, es posible que tengamos una visión diferente de la cinta, solo acción y sin contenido. Sin embargo, y es una grata sorpresa, va entregando en pequeñas dosis, frases y situaciones que sirven para reflexionar en la medida que se quiera profundizar. Es cierto, es básicamente la lucha del bien contra el mal, la luz contra la oscuridad y la justicia contra la opresión. ¿Nada nuevo? Si, nada nuevo, pero verlo en un una mega super producción no deja de ser interesante, más que por los conceptos propiamente tal, por todo aquello que pueda hacer sentido y así quedar circulando en la mente de los espectadores.

“Dioses de Egipto” es una gran aventura de fantasía. Acompañar a Bek y a Horus en sus desafíos personales, uno luchando por su gran amor y el otro para recuperar su dignidad y así salvar a Egipto hace que estos 100 minutos transcurran animada y fluidamente. Básica y simple, es cierto, con efectos especiales fantásticos -aunque algunos no queden tan logrados-, una música entretenida que recuerda pasajes de “Pedrito y el lobo”, cumple su objetivo con Egipto y su mitología como telón de fondo de una historia humana, sencilla y actual.

Ficha técnica

Título original: Gods of Egipt
Año: 2016
País:  Estados Unidos
Duración: 100 Minutos
Género: Aventura, Fantasia
Elenco: Gerard Butler, Nikolaj Coster-Waldau, Brenton Thwaites
Director: Alex Proyas

No hay comentarios.:

Publicar un comentario