2/9/21

La Francisca, una juventud chilena - Por Juan Pablo Donoso

Primer largometraje de un realizador - Rodrigo Litorriaga - que conoce el oficio técnico, pero que aún ignora cómo elaborar un relato sólidamente dramático.

Como argumento es vago y deshilachado. Aporta vivencias parciales, está bien filmado, y tiene algunas actuaciones convincentes.

Tenía elementos de sobra para elaborar un panorama emotivo, generar un conflicto claro, y plantear una denuncia. Pero se diluye en secuencias dispersas, acumula símbolos ajenos al supuesto tema central (anteojos morados y terremotos), privilegiando la sensación de convivir con una adolescente inmadura. Espera que nosotros, los espectadores de buena voluntad, juntemos los pedazos y armemos nuestra propia película. Y aún así nos sobran y faltan piezas….

Francisca tiene 19 años, vive en Tocopilla, desierto de Atacama, su madre es costurera y su padre, abrutado y machista, opera frente a su casa una pequeña bomba de bencina para los automovilistas que van en tránsito.

Francisca (Javiera Gallardo) desea seguir los pasos de su amiga Paty (excelente Carolina Alvarado), dejar su familia y el pueblo para irse a vivir a Santiago, u otra ciudad más atractiva.

Pero debe permanecer ahí para cuidar a su hermanito Diego, de 11 años, víctima de un profundo autismo. Las generosas clases particulares de un profesor (Francisco Ossa) logran que el niño manifieste un leve progreso y empiece a comunicarse, en lo posible, con el mundo exterior.

Y será este leve despertar lo que gatille en el niño una mayor dependencia - y afecto - por su hermana grande. Así, cuando ella comience a rebelarse contra el tedio de su vida, el pequeño Diego lo resentirá, y será capaz de realizar un gesto extremo para liberarla.

Fsca. se mantenía en ese hogar, y en ese pueblo, sólo por su hermanito (Aatos Flores).

Sin duda, era una buena idea, emotiva, ilustrativa de un pueblito nortino de Chile, con personajes sencillos, y un presupuesto adecuado (coproducción franco-belga) para narrar un caso entrañable.

A nuestro parecer quedaron desniveladas las fuerzas protagónicas, la gravitación del niño quedó débil ante los excesivos devaneos sentimentales de su hermana, y el rol de los padres nunca se integró en el drama central… ¡si es que lo había!

UNA BUENA IDEA POTENCIAL, FILMADA CON OFICIO TÉCNICO, CUYO GUION SUCUMBE POR FALTA DE EXPERTICIA NARRATIVA. UNA LÁSTIMA POR SUS MÉRITOS PARCIALES.

Ficha técnica

Drama familiar - 2020 Francia, Bélgica, Chile - 1,20 hrs. 
Fotografía: Jean-Marc Ferriere 
Edición: Damien Keyeux 
Música: Eryck Abecassis 
Dirección de Arte: Ángela Torti 
Actores: Javiera Gallardo, Aatos Flores, Francisco Ossa 
Guionista y Director: Rodrigo Litorriaga

No hay comentarios.:

Publicar un comentario