26/4/21

Madame Curie - Por Carlos Correa

Disponible en Netflix. 


En esta película escrita por Jack Thorne y dirigida por Marjane Satrapi veremos un retrato de la brillante científica Marie Curie. Interpretada por una sólida Rosamund Pike, la cinta comienza recordando su vida mientras es llevada de urgencia a un hospital, luego de desmayarse en su laboratorio.

Volveremos a sus orígenes, cuando era rechazada para obtener ayuda financiera solo por ser mujer. Surgirá entonces una asociación con el joven Pierre Curie -Sam Riley-, en algo netamente laboral pero que sentará las bases de una futura relación sentimental. Trabajarán en conjunto, Marie descubrirá el polonio y el radio, y luego la radioactividad, en una verdadera revolución de la física y la química.

Marie y Pierre se casarán, tendrán dos hijos, y seguirán colaborando juntos. Veremos cómo llega el Premio Nobel de Física, que lo recibe Pierre, provocando inquietud y rebeldía en su esposa. Observaremos cómo la enfermedad debilita al científico y presenciaremos su absurda muerte atropellado por un caballo.

Los trabajos de Marie continuarán. Recibirá la cátedra de Pierre en la Sorbona, su romance con Paul Langevin -Aneurin Barnard-, saldrá a la luz pública y surgirán dudas sobre la toxicidad de los elementos en estudio.

En 1911 obtendrá el Premio Nobel de Química y viajará personalmente a la ceremonia, acentuando aquellos rasgos de personalidad fuerte y sincera.

En 1914 ya no quedarán dudas de sus radicales aportes al campo de la medicina al encomendársele una unidad de rayos X para poder discernir, con información real, si amputar o no a los soldados heridos. Impulsada por su hija Irene -Anya Taylor-Joy-, esta nueva técnica se abrirá paso incluso hasta en el frente de batalla. Irene, además, comenzará a investigar, junto a su novio Frederic, sobre la radioactividad artificial, algo que cambiará la ciencia a futuro.

La película comienza vertiginosamente. Los hechos pasan muy rápido, sin preludios y con poca profundidad. Podemos anticipar que en la medianía perderá ritmo y vigor, lo que naturalmente sucede. Incluso, la relación de amor de ambos científicos se aborda por encima, resaltando solo la figura femenina. Es cierto, es su película y es su vida, pero algún grado mayor de complementariedad habría sido un buen punto a favor.

El relato combina la historia de Marie con imágenes del futuro, por ejemplo, una radioterapia en un hospital de Cleveland en 1956, los bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki ,un ensayo de bomba nuclear en Nevada en 1961 y también el desastre de Chernobyl en 1986. Todos estos hechos son incorporados para dejar en claro que los descubrimientos científicos siempre tienen una cara A y un lado B, una parte milagrosa y otra peligrosa, es decir, usos en favor de la humanidad y otros para fines totalmente contrarios a la vida.

“Radioactive” se siente difusa como retrato y punto de vista sobre la vida de esta científica. Aporta, eso sí, una fuerte descripción del empoderamiento de una joven inmigrante proveniente de Polonia, discriminada por su origen extranjero, quien logra superar la adversidad y desarrollar una tarea que era prácticamente imposible para una mujer. En este último aspecto, la cinta funciona, sin embargo, la forma de su narración le quita peso al desarrollo emocional y personal, insiste demasiado en aspectos formales y desiste de profundizar más en las relaciones personales e íntimas de sus protagonistas.

En casi dos horas, el relato por momentos se hace pesado, se percibe largo y carente de puntos de inflexión que destaquen mayormente. Aun así, resulta interesante reconocer y revisitar una vida dedicada a la ciencia, admirar sus grandes logros y descubrimientos, junto al poder que tiene mantener la convicción de seguir adelante pese a cualquier dificultad. Marie Curie se transforma en un ejemplo en todo sentido y su vida es un fiel reflejo de coraje y valentía, e importantes dosis de rebeldía y genialidad. Madame Curie habla por sí misma, no necesita cartas de presentación ni defensa alguna: una gran mujer, una gran científica.

Ficha técnica

Título original: Radioactive
Año: 2019
Duración: 109 minutos
País: Reino Unido
Productora: Co-production Reino Unido-Hungría-China; Working Title Films, Studio Canal, Shoebox Films, Pioneer Stilking Films (Distribuidora: Amazon Studios)
Género: Drama | Biográfico. Años 1900 (circa)
Guion: Jack Thorne (Biografía: Marie Curie)
Música: Evgueni Galperine, Sacha Galperine
Fotografía: Anthony Dod Mantle
Reparto: Rosamund Pike, Sam Riley, Anya Taylor-Joy, Aneurin Barnard, Simon Russell Beale, Jonathan Aris, Indica Watson, Mirjam Novak, Tim Woodward, Cara Bossom, Richard Pepple, Michael Gould, Mark Phelan, Corey Johnson
Dirección: Marjane Satrapi

No hay comentarios.:

Publicar un comentario