23/2/21

Más allá de la Luna - por Jackie O.

¿Cómo sobreponerse ante la pérdida de un ser querido?"


Fei-Fei es una niña que, ante la muerte de su madre, aún recuerda esos bellos cuentos que le narraba sobre la diosa de la Luna, quien tenía un gran amor del cual la separaron, pero no renunció en sus esfuerzos de volver a tenerlo a su lado. 

Fueron bellas historias, que se transformaron en parte de su vida.

Pero llega el día en que su padre volverá a casarse, y Fei-Fei no está de acuerdo, por lo que quiere convencer a su padre de que el amor verdadero es único, y solo uno. 

Así, idea un plan para ir en búsqueda de esa diosa china, Chang’e, en un viaje lunar. Ella es la única que la puede ayudar.

Una historia de fantasía y leyendas, donde todo es posible.

Y sí, llega a la Luna ayudada de un cohete casero y por unos leones milenarios de la cultura china que aparecen repentinamente y la llevan frente a la diosa, encontrando esta niña a una superficial, fría, triste y muy musical mujer que maneja muchos estilos vocales, pasando de la balada a K-Pop. Esa es la diosa Luna, algo distinto a lo que imaginaba.

Fei-Fei siente que su padre reemplazó a su madre y por sobretodo que la olvidó, eso hace que su pena, rabia y angustia crezcan. Fei-Fei es quien debe sobreponerse a la pérdida, dejar ir, pero debe entender que no significa olvidar. Lo mismo le pasa a la diosa de la Luna, ella hace lo imposible por volver a reencontrarse con su amor, y cada fracaso la hace un ser más triste y aleja a todos.

¿Podrán sobreponerse, ambas mujeres, ante una pérdida tan importante? 

Sí, lo harán, pues la película es predecible. Pero lo cautivador es cómo lo hacen. Tiene un guión muy simple, que sube y baja en calidad pero no interfiere en la atención. Además mantiene buenos personajes.

No soy para nada fans de las películas musicales, pero las letras de las canciones para contar la historia, compuestas por Christopher Curtis, nominado al Outer Critics Circle por Chaplin de Broadway, y Marjorie Duffield, con partituras de Steven Price, compositor de bandas sonoras como Baby Driver, acompañan los actos de forma emotiva y también alegre.

No puedo dejar de mencionar el agrado que me produce ver películas de buena calidad visual, y ésta se ve grandiosa en su estilo 3D, con dibujos casi humanizados en técnica.

Película hecha para niños, que también cautiva a los adultos, donde nos recuerda que amar es un sentimiento que queda para siempre, pero hay que soltar, dejar ir de a poco, para poder seguir avanzando. Y vivir el presente con mucho amor.

Disponible en Netflix.

Ficha técnica

Año: 2020
1h 35minutos
Animación, Aventura, Comedia, Familia
Dirigida por Glen Keane y John Kahrs.
País: EE.UU. Y China

No hay comentarios.:

Publicar un comentario