13/12/18

El Asesinato de la Familia Borden - Por Juan Pablo Donoso

Bella recreación de un verídico crimen familiar.

Lo más loable es la ambientación de época, los vestuarios, utilería e iluminación con velas.

En River Fall, pueblo de Massachusetts,1892, un acaudalado banquero y su esposa fueron brutalmente asesinados a hachazos en su hogar. La asesina fue una de las hijas llamada Lizzie de 32 años, quien nunca fue condenada y falleció a los 67.

En la película es ella misma – en racconto - quien narra los acontecimientos.

Todo comenzó cuando la madrastra (estupenda Fiora Shaw - Colette) contrató a una joven mucama llamada Bridget sabiendo que su marido, el influyente Andrew Borden, abusaría sexualmente de ella aprovechándose de su pobreza y analfabetismo, como lo había hecho con las empleadas anteriores.

El padre era muy dominante con su familia y chapado a la antigua. Se oponía a la luz de gas y eléctrica. Como su hija menor, Lizzie, era epiléptica, planeaba encerrarla en un asilo y dejarla interdicta en la herencia.

La estrecha relación, en un comienzo de amistad y luego lésbica con la mucama, más la inclusión de un tío alcohólico que también aspiraba al legado, generaron en la inestable Lizzie la idea de asesinar al matrimonio para recibir el patrimonio que le correspondía.

El discurso audiovisual tiene el pulso decimonónico adecuado: lento, atmosférico, burgués y claustrofóbico. Denuncia la prepotencia machista del dueño de casa sobre las desvalidas, y por ello, sumisas mujeres.

A medida que se acumulan motivos para incrementar la neurosis de la solterona Lizzie, aumenta el suspenso de cómo urdirá y acometerá su propósito.

La protagonista Chloë Sevigny (Lizzie), prestigiosa modelo y productora ejecutiva de la película, manifestó su insatisfacción con el resultado del filme. Tal vez esperaba sesgos más torvos y escatológicos. Pero su interacción con Bridget (Kristen Stewart – Blancanieves y el Cazador) logra el justo trasluz de erotismo prohibido. Y las actuaciones de los demás personajes resultan verosímiles en el contexto social e histórico.

Acertada elección de Denis O´Hare (Milk) como el repulsivo tío John, quien entrega una gama sibilina de matices.

Estupenda fotografía, composición y cromatismos. Una banda sonora prolija y con muy coherentes acordes musicales.

Junto con aportar los pormenores de aquel incidente policial, la resolución nos deja intrigados sobre la idoneidad del juicio, de la perfección del crimen, y de por qué sabemos ahora cuál fue la verdad de los hechos. La leyendas se convirtió en un canto infantil popular.

HERMOSA Y PROLIJA RECONSTITUCIÓN DE UN FAMOSO CRIMEN FEMENINO DEL SIGLO 19.

Ficha técnica

Título Original: Lizzie 
Biografía, crimen Diamond Films EE.UU. – 1,45 hrs. 
Fotografía: Noah Greenberg 
Edición: Abbi Jutkowitz 
Música: Jeff Russo 
Diseño Prod.: Elizabeth J. Jones 
Guion: Bryce Kass Actores: Chloë Sevigny, Kristen Stewart, Denis O'Hare 
Director: Craig William Macneill

No hay comentarios.:

Publicar un comentario